jueves, 26 de julio de 2018

¿Las serpientes son tan malas como las pintan?

Una buena parte de las serpientes que podemos encontrarnos alrededor del mundo son venenosas. 

En mente nos vienen nombres de serpientes que realmente nos aterran como las víboras, las cobras, las mambas, los crótalos o serpientes de cascabel, las serpientes coral....

Sin embargo, existen culebras venenosas, como la culebra bastarda (Malpolon nonspelssulanus) o la culebra de cogulla (Macroprodoton cucullatus). 

En América, en África, en Asia, en Oceanía y hasta en Europa podemos encontrar serpientes venenosas. Ningún lugar está a salvo de estos reptiles provistos de veneno, salvo las regiones más frías del planeta, como la Antártida o el círculo polar ártico.

Las serpientes venenosas pueden tener dos tipos de veneno, el neurotóxico y el hemotóxico, cada uno con unas características, que entraña unos riesgos particulares.

Para inocular el veneno, estos animales disponen de dientes, que pueden ser más o menos perfeccionados en función de su grupo.

En defensa de estos animales, cabe decir que no formamos parte de su dieta, en la inmensa mayoría de ocasiones,  y que únicamente nos atacarán cuando sean las serpientes las que se vean amenazadas.

* Información relacionada: Todas las serpientes son peligrosas

lunes, 16 de julio de 2018

¿Por qué los animales se camuflan?


Si nos preguntan por el camuflaje o en biología, mimetismo,
entendido como la habilidad que tienen ciertos animales de
confundirse con su entorno, seguramente más de uno se
imaginará al experto en el arte del camuflaje, el señor Camaleón. 


Pero el mimetismo es mucho más que la forma que tienen los
animales de evitar ser cazados por sus depredadores tras
simular ser hojas, ramitas, flores o cualquier elemento que les
rodea.

Este arte, toda una demostración de adaptabilidad de la que solo
algunos animales hacen gala, incluye estrategias que van desde el
engaño hasta la traición.

Y es que, en la naturaleza, la lucha por la supervivencia se puede
presentar como en las mejores novelas de intriga.

Tipos de mimetismo de los animales

Los animales con mimetismo críptico ofensivo se esconden para
poder acercarse con facilidad a sus presas.

Los animales que tienen este tipo de camuflaje son depredadores.

La mantis religiosa o las arañas cangrejo tiene mimetismo críptico
ofensivo.

Otros animales no se confunden con su entorno, sino que se hacen
pasar por otras especies peligrosas para gozar de la protección
que tienen estos animales.

Algunas moscas de las flores imitan a avispas, abejas
o  abejorrosAlgunos escarabajos recuerdan en apariencia física a
las avispas.

Los animales con estas características tienen mimetismo batesiano

Pero el mimetismo más frecuente es el mimetismo críptico
defensivo, que es del que gozan los animales que son presa de otros
animales, precisamente para protegerse del ataque de ellos.

Los insectos palo, los lenguados, las liebres árticas muestran un
aspecto físico cuya forma les hace ser prácticamente invisibles a
los ojos de los depredadores.

* Información relacionada: Mimetismo en los animales

miércoles, 27 de junio de 2018

Definición de gusano

¿Qué tipo de gusanos existen?

Existe una gran variedad de animales llamados gusanos. Se clasifican como gusanos los animales que pertenecen a cualquiera de estas categorías:

-  Sanguijuelas

- Lombrices de tierra y gusanos marinos

- Nematodos o lombrices intestinales

- Planarias o turbelarios

- Tenias o solitarias, etc.


Las sanguijuelas son gusanos acuáticos
Los gusanos son animales de tamaño muy dispar

Todos estos animales presentan una gran variedad de tamaños. Las solitarias son los gusanos que alcanzan mayores dimensiones. Pueden llegar a medir hasta 9 metros de longitud. 

En el otro lado, tenemos a los gusanos microscópicos, como los nematodos o lombrices intestinales, cuya longitud es inferior al milímetro de longitud.

¿Qué define a los gusanos? 

Pero todos estos animales tienen cosas en común que los definen como grupo:

- Organismos invertebrados

- Tamaño variable

- Cuerpo de consistencia blanda

- Gran longitud del cuerpo en relación al diámetro

- De cuerpo esférico o aplanado

- Carecen de patas.

viernes, 8 de junio de 2018

Cómo diferenciar el avión común de la golondrina común

Se suele confundir a las típicas golondrinas, de garganta rojiza y plumaje oscuro por el dorso y blanco por la zona del vientre, con otras especies de aves, de apariencia similar. 

El avión común no tiene la garganta colorida

El avión común se parece mucho a la golondrina común, aunque el color blanco de la garganta, del mismo color que su vientre lo diferencian de modo evidente con su pariente. 




Estas crías de golondrina están todavía en el nido pero ya tienen la garganta rojiza 

El tamaño diferencia a la golondrina común del avión común

El tamaño es otro rasgo diferenciador entre ambas especies de aves.

Aunque de tamaño similar, la golondrina es ligeramente mayor que el avión. 

La forma de la cola del avión común es distinto

Pero quizás sea la forma de cola lo que más ayude a diferenciar a estas dos aves en la distancia, mientras están en vuelo. 

La golondrina común tiene una cola ahorquillada, su primo el avión común presenta la cola más ancha

Los nidos de ambas aves son ligeramente diferentes

El nido de la golondrina común también es parecido al del avión pero se trata de una cesta totalmente abierta en lugar de una taza cerrada salvo en la entrada. 

martes, 15 de mayo de 2018

¿Por qué hibernan los insectos?

¿Qué es la diapausa?

Los insectos y otros artrópodos experimentan un estado de letargo y enlentecimento de su metabolismo.

Este cambio fisiológico se produce cuando el medio ambiente no reúne las características adecuadas de temperatura, humedad, abundancia de alimentos, etc. 

Desde el punto de vista bioquímico, la diapausa se materializa por la detención de la producción de la hormona de crecimiento en los insectos.

Los insectos pueden sufrir diapausa en cualquier fase de su ciclo, es decir, pueden aletargarse tanto en fase de huevo, como de larva, de pupa como de adulto.



Foto de mariposa de la col en fase de pupa. Este insecto pasa el invierno en reposo a la espera del buen tiempo para transformarse en una bonita mariposa blanca

Tipos de diapausa

Existen dos tipos de diapausa:

- Diapausa invernal: La suelen manifestar los animales que tienen alguna estación  en la que se dan bajas temperaturas, como el invierno en los países de climas templados. Sin embargo, el fotoperiodo es otro factor regulador tanto o más importante que la temperatura.

- Diapausa estival: La diapausa estival se da cuando la temperatura es elevada y/o las condiciones de humedad no son las adecuadas. Se llama así porque suele darse en verano.

- Diapausa tropical: Se suele dar en zonas tropicales y es condicionada por factores como la falta de alimento más que por factores bióticos, como la temperatura o el grado de humedad.

Utilidad de entrar en diapausa para los insectos

A los insectos la diapausa les permite sobrevivir al rigor del invierno.  

A estos animales entrar en reposo les puede posibilitar resistir la falta de alimentos o la escasez de agua.

Algunos insectos parásitos consiguen subsistir fuera de su huésped largos periodos de tiempo sin morir.

Sin embargo, este estado fisiológico aporta algunas funciones pecualiares a los insectos, en función de la especie.

Ejemplos de insectos que entran en letargo

Algunos escarabajos experimentan este estado de reposo en la fase de huevo, como el escarabajo longicornio Apagomerella versicolor, que sufre diapausa invernal en la zona centro y sur de Argentina 

La mariposa de la col Pieris brassicae pasa el invierno en el suelo en forma de crisálida bajo el estado de diapausa invernal. El estado de adulto o mariposa no emergerá hasta la llegada del buen tiempo.

Las crisálidas de la mariposa de la col entran en reposo a finales de verano para que las diferentes generaciones que se han producido a lo largo del año se puedan sincronizar, teniendo en cuenta que en España y en otros países del sur de Europa este lepidóptero puede llegar a dar hasta 5 generaciones al año.

Se cree también que con la diapausa estival la mariposa de la col desincroniza su ciclo vital con el de un parásito suyo, la avispa parasitoide Cotesia glomerata, para disminuir su ataque. 

* Ver más sobre: ¿Los insectos hibernan?

viernes, 4 de mayo de 2018

Se pueden comer insectos

Desde el 1 de enero de 2018, es posible el consumo de insectos en España, por lo que los vendedores de insectos como alimento humano no se van encontrar más con el vacío legal que había antes.

La Unión Europea (UE) aplica una nueva normativa desde dicha fecha compatible con la entomofagia. Es posible comprar grillos, saltamontes u hormigas bien cocinaditos, después de que las empresas hayan socilitado todos los permisos.


Estos grillos cocinados están listos para ser comidos

Desde siempre comemos insectos

Pero, ¿sabías que la agencia de alimentos y medicamentos americana (FDA), calcula solo a través de las comidas procesadas de origen vegetal, los occidentales consumen más de 500 gramos de insectos al año?

No caigamos en alarmismos

Tampoco conviene caer en el alarmismo. Según esta organización, Detectar hasta 30 huevos o una larva de mosca en la salsa para tomates no representa peligro alguno para la salud humana.

Resulta que la misma  FDA (agencia de alimentos y medicamentos americana), posee una lista de la cantidad de insectos permitidos en la comida procesada.

¿Los insectos son más sanos que otros alimentos de origen animal?

Parecería contradictorio escandalizarse por la idea de consumir insectos si en los países occidentales se comen algunos invertebrados, como distintos crustáceos, tales como bogavantes y cangrejos; además de caracoles y otros moluscos, como almejas, berberechos, mejillones...

En realidad, la mayoría de insectos son de costumbres más limpias que los mejillones, berberechos, cangrejos, almejas...

Los animales mencionados son todos ellos filtradores, por lo que se alimentan de alimento en suspensión, lo que incluye también desechos poco saludables.

¿Qué ventajas suponen los insectos?

Los insectos tienen un alto valor nutritivo, pues son ricos en proteínas, contienen poca grasa, a la vez que tienen altos niveles de minerales como el potasio, el magnesio, el calcio o el fósforo. Si por si fuera poco, los insectos tienen muchas vitaminas, sobre todo la vitamina A y la B. 

Los insectos son alimentos muy digestibles y se conservan en buen estado sin necesidad de ser refrigerados y no pierden su valor nutritivo.

* Ver más sobre: Comer insectos